jueves, 9 de junio de 2011

Maldita ociosidad

Ustedes no sabían, hasta este infame post, lo que puede hacer en mi la ociosidad. Ahora, por andar de señorita-sin-nada-qué-hacer, les puedo mostrar el anuncio de telcel en youtube en un video de promoción:





¿Y a mi qué chingados, dirán? Y se pondrán a ver otras cosas que no les importan... Pues esto:








¡Contidad! El dios de los errores de dedo debe estar decepcionado, no sólo escribieron mal, sino que la A está muy lejos de la O; y eso creo que ni dislexia, eh...


Con eso deduzco que es culpa de telcel de que estemos pendejos, maldito Slim, nos controla con sus ondas electromagneticas de la radio y la televisión, medios de comunicación masiva, 1930 y 1931, respectivamente. Right, comunicaciones no es lo mio.




Ah si, también ya vieron mis conversaciones con Kabán y con @Marzuuz


Y mi tuiters abierto, con un tuit nuevo, ajá.


Y el escritorio de blogger, ajá.


Bueno, soy la reina de no estudiar para los exámenes semestrales, no me molesten. 








En fin.... me quedé escuchando a los Master Plus... "Machíiiiin, siiii, simóoon...." Ya, ya, es que una necesita reírse de las babosadas de la gente. 




Así que vuelvan, necesitan estudiar... o hacer algo productivo. O lo que sea.

5 comentarios:

...Dark Angel... dijo...

Jajajajajajaja definitivamente eso es pendejismo.




...Dark Angel...

Juan.vargas dijo...

Yo vi el mismo anuncio, más no lo observe... pero el amldito ocio puede ser tu mejor amigo o tu enemigo u_u

Juan.vargas dijo...

¡y si!, no me fijo en lo que escribo hasta que ya no se puede editar
[Maldito* ocio...], comprende a TElCEl tanta gente tuvo la misma mediocridad de no fijarse en la ortografía

»»®ĶΔβẳŋ™«« dijo...

Siempre supe que Mi ocio afectaría al TUYO considerablemente.



Mission acomplished.

allizzia dijo...

Puedo superar las faltas de ortografía de las personas mortales como ustedes... A cualquiera le pasa, la neta, aunque sean faltas realmente estúpidas.

Pero de la publicidad... ¡donde te corrige la máquina!

Eso es pendejismo e ineptitud pura.